Inicio Jesús Las 12 verdades que debemos saber sobre Jesús

Las 12 verdades que debemos saber sobre Jesús

COMPARTIR

Si somos verdaderos cristianos es necesario conocer algunas señales importantes sobre Jesús y sacar provecho de sus enseñanzas.

No podemos vivir alejados de estar verdades, si creemos en Dios, debemos creer en su Palabra, de lo contrario no sirve de nada nuestra fe. Por ello te compartimos:

12 verdades que debemos saber sobre Jesús

1. La vida eterna solo es con Jesucristo

Si creemos que la vida termina después de la muerte, estamos muy equivocados, esto es solo el comienzo de una nueva vida, y esta vida es eterna, pero esta vida solo nos da Jesucristo, nadie más, no nos da el simple hecho de ser religiosos o ser buenos o creer en alguna virgen, santo o persona que haya inventado una religión.

La vida eterna solo nos puede dar Jesucristo, creyendo, arrepintiéndonos de todos nuestros pecados, entregándolo todo a Él, comenzando a vivir una nueva vida en la tierra para luego obtener por gracia la eternidad.

1 Juan 5:11-12

11 Y este es el testimonio: que Dios nos ha dado vida eterna; y esta vida está en su Hijo.

12 El que tiene al Hijo, tiene la vida; el que no tiene al Hijo de Dios no tiene la vida.

2. Jesús vive dentro de cada creyente

No solo porque su Palabra lo diga, sino porque cada uno de nosotros debemos hacer que more Jesús en nuestros corazones, esto lo logramos viviendo y cumpliendo sus mandamientos, dejando que se haga su voluntad. En muchas ocasiones no entendemos cuando sucede algo que nos parece injusto para nosotros luego de que hemos tratado de hacer y cumplir su Palabra, pero siempre, todo lo que Dios decida será lo mejor para nosotros.

Gálatas 2:20

20 Con Cristo estoy juntamente crucificado, y ya no vivo yo, mas vive Cristo en mí; y lo que ahora vivo en la carne, lo vivo en la fe del Hijo de Dios, el cual me amó y se entregó a sí mismo por mí.

Colosenses 1:26-27

26 el misterio que había estado oculto desde los siglos y edades, pero que ahora ha sido manifestado a sus santos,

27 a quienes Dios quiso dar a conocer las riquezas de la gloria de este misterio entre los gentiles; que es Cristo en vosotros, la esperanza de gloria,

3. Todos debemos estar seguros en Cristo

En un mundo cada vez más agitado, más descontrolado y más terrorífico, nuestra única salvación y seguridad sin duda alguna, es Jesús, por ello debemos estar confiados de que Él nos protegerá de todo mal; pero esto se logra poniendo de nuestra parte, y lo que debemos hacer es orar sin cesar como nos enseña Jesús, solo así se convertirá en nuestro escudo.

2 Tesalonicenses 3:3

3 Pero el Señor es fiel, y él los fortalecerá y los protegerá del maligno.

4. Separados de Jesús nada valioso podemos hacer

Si bien es cierto mucha gente toma su propia determinación y su propio camino sin consultar a nadie mucho menos a Dios, no es menos cierto que tarde o temprano esas decisiones traen consecuencia incluso fatales y luego vienen las quejas y hasta le reclaman a Dios por su suerte, cuando ellos mismo no supieron ser humildes de corazón y pedir su guía.

Debemos saber que nada podemos hacer alejados de Dios.

Juan 15:1-5

15 Yo soy la vid verdadera, y mi Padre es el labrador. 2 Toda rama que en mí no da fruto, la corta; pero toda rama que da fruto la poda[a] para que dé más fruto todavía. 3 Ustedes ya están limpios por la palabra que les he comunicado. 4 Permanezcan en mí, y yo permaneceré en ustedes. Así como ninguna rama puede dar fruto por sí misma, sino que tiene que permanecer en la vid, así tampoco ustedes pueden dar fruto si no permanecen en mí.

5 Yo soy la vid y ustedes son las ramas. El que permanece en mí, como yo en él, dará mucho fruto; separados de mí no pueden ustedes hacer nada.

5. Jesús nos ayuda cuando somos tentados

Si piensas que al entregar tu vida a Jesucristo las tentaciones desaparecerán, cuando lejos de la verdad estás, las tentaciones incluso son con mayor frecuencia y más fuertes que siempre. Todos somos tentados a tomar lo que no nos pertenece, a blasfemar, a callar sobre Dios, a caer en los brazos de alguna mujer impía, en fin; no obstante quien viene a socorrernos para alejarnos de estas tentaciones es Jesucristo, si nosotros oramos todos los días para evitar precisamente las tentaciones. Bien dice en la oración que nos enseñó: “no nos dejes caer en tentación”.

Si pedimos por ello, de seguro no nos dejará caer.

Hebreos 2:18

18 Pues en cuanto él mismo padeció siendo tentado, es poderoso para socorrer a los que son tentados.

6. Jesús está listo para socorrerte en los problemas

Siempre existirán momentos difíciles en nuestras vidas, verdaderos problemas que se nos presentan y que aparentemente no podemos resolverlos, pero ahí surge la figura de Dios para socorrernos, para calmar nuestra angustia y para tendernos una mano justo en el momento en que más lo necesitamos; porque Él no nos desampara ni de noche, ni de día, cuando depositamos toda nuestra confianza.

Salmo 138:7

7 Si anduviere yo en medio de la angustia, tú me vivificarás; Contra la ira de mis enemigos extenderás tu mano,Y me salvará tu diestra.

7. No existe condenación alguna para quienes estamos en Cristo Jesús

Definitivamente la condenación es para quienes deciden seguir una vida pecaminosa, para quienes deciden seguir los placeres de la carne, para quienes se llenan de arrogancia y no permiten que Jesús entre en sus vidas. Por ello quienes estamos en Cristo Jesús, debemos orar permanentemente no solo por nosotros, sino por todos aquellos que aún andan en caminos equivocados, para salvar su alma, para que no sean condenados.

Dime si un tu familia no existe alguien o varios que no desean comprender el verdadero significado de Dios o peor aún no quiere creerlo, pues sino entregan su vida a Jesús, serán condenado en el fuego eterno, por ello hay que orar por ellos y por todos los inconversos.

Romanos 8:1

8 Ahora, pues, ninguna condenación hay para los que están en Cristo Jesús, los que no andan conforme a la carne, sino conforme al Espíritu.

8. Jesús quiere vivir su vida a través de tu vida

A medida que confiemos en Él, Cristo empezará a habitar en cada uno de nosotros, pero todo dependerá de nuestras acciones, cuanto más aprendamos sobre Dios, más cerca estaremos de Él y viviremos una vida plena, apegada a la verdad y con la certeza de que Jesús morará en nosotros. Así nuestra vida tendrá un nuevo significado, una nueva esperanza, un nuevo camino, un camino de salvación.

Nuestra vida reflejará lo que es Jesús, y muchos querrán conocerlo y ser rescatados.

Efesios 3:17

17 Para que Cristo haga Su hogar en vuestros corazones por medio de la fe.

9. La sangre de Jesucristo nos limpia de todo pecado

Cuando Él entregó su vida por nosotros en la cruz, su sangre nos redimió por completo de todo pecado, lo único que debemos hacer nosotros es creer, confiar y seguirlo, renovando nuestro espíritu, nuestra vida y nuestras acciones. Ya no podemos seguir pecando y si lo hacemos, arrepentirnos de corazón y no volver a cometer los errores del pasado.

No podemos caer en la mediocridad espiritual, tan solo creemos, asistimos los domingos a alguna ceremonia o culto, y luego olvidamos todo y seguimos con nuestra vida pecaminosa, lo único que conseguimos de esta manera es la condenación segura.

1 Juan 1:7-9

7 pero si andamos en luz, como él está en luz, tenemos comunión unos con otros, y la sangre de Jesucristo su Hijo nos limpia de todo pecado.

8 Si decimos que no tenemos pecado, nos engañamos a nosotros mismos, y la verdad no está en nosotros.

9 Si confesamos nuestros pecados, él es fiel y justo para perdonar nuestros pecados, y limpiarnos de toda maldad.

10. Jesús intercede por nosotros

Jesús está listo para interceder por nosotros, siempre y cuando nos arrepintamos y empecemos a vivir una vida apegada a su Palabra, a sus mandamientos y cumplir sus ordenanzas. Les aseguro que no es difícil, todo lo contrario es muy fácil; esto no quiere decir que el camino de Cristo es fácil, al contrario los problemas crecen, sin embargo si dejamos todo en manos de Dios, las cosas se facilitan.

Romanos 8:34

34 ¿Quién es el que condenará? Cristo es el que murió; más aun, el que también resucitó, el que además está a la diestra de Dios, el que también intercede por nosotros.

11. Nada nos puede separar del amor de Jesús

Una vez empecemos a confiar en Dios, a vivir una vida conforme a su plan, a dejar que Él haga su trabajo en nuestras vidas, absolutamente nada nos podrá separar del amor que Dios tiene para con nosotros.

Romanos 8:38-39

38 Por lo cual estoy seguro de que ni la muerte, ni la vida, ni ángeles, ni principados, ni potestades, ni lo presente, ni lo por venir,

39 ni lo alto, ni lo profundo, ni ninguna otra cosa creada nos podrá separar del amor de Dios, que es en Cristo Jesús Señor nuestro.

12. Tenemos la mente de Cristo a nuestra disponibilidad

Esto sin duda alguna es algo fantástico porque a través de su Palabra, es decir las Sagradas Escrituras, tenemos la oportunidad de conocerlo a fondo, de saber cómo piensa, de saber qué es lo que le agrada y le desagrada, y de caminar de acuerdo a sus enseñanzas, entonces nuestra vida se convierte a la luz, dejando la oscuridad por completo.

Tenemos a nuestra disposición su sabiduría, su propósito, todo su conocimiento, el cual debemos expandirlo por el mundo entero para que todos tengan la oportunidad de tomarlo, transformar sus vidas y obtener la vida eterna.

1 Corintios 2:16

16 Porque ¿quién conoció la mente del Señor? ¿Quién le instruirá? Mas nosotros tenemos la mente de Cristo.

Ahora ya conocemos con exactitud las 12 verdades sobre Jesús, que no se quede aquí, aplícalo, expándelo, compártelo, aún existe en el mundo mucha gente que necesita de Jesús. ¡Qué esperas!

Comenta esto con tus amigos