Inicio Noticias Ofreció toda su fortuna para niños huérfanos en Kenia

Ofreció toda su fortuna para niños huérfanos en Kenia

COMPARTIR

Un multimillonario decidió entregar toda su fortuna con el objetivo de brindar protección a miles de niños huérfanos en Kenia. Este hombre recuerda que cuando fue pequeño, vivió una experiencia similar al ser abandonado por sus padres. Ahora sabe que Dios tuvo un propósito para su vida.

“Cuando tenía seis años desperté solo. Mis padres me habían abandonado. Me convertí en un muchacho de la calle, en un mendigo.”, expresa Charles Mully entre sonrisas y lágrimas mientras se percata que Dios tenía un plan. Hoy, dejó su vida millonaria para ser padre de miles de niños huérfanos en las calles de Kenia.

Como muchos de los niños que cuida, Charles vivió en las calles, sin comida ni cobijo. Abandonado por sus padres pero protegido por el poder Dios logró escalar poco a poco. Comenzó haciendo taxi con su carro personal, luego compró una flota de autos y luego autobuses. Agregó petróleo y bienes raíces a sus adquisiciones convirtiéndose en millonario.

“A veces, es tan difícil para mí medir y ver el pasado. Pero puedo reconocer y decir: ‘Sí, el Señor realmente me levantó tan alto a través de su favor y bendijo la pequeña empresa que comencé.”, manifestó “Dady Mully”, como le llaman sus miles de hijos adoptivos.

Cuando Dios realmente quiere usar tu vida, no hay manera de que puedas escapar, incluso si intentas huir. Mully sintió que Dios le llamaba a vender todas sus pertenencias.“Y entonces, cuando miras es como si Dios tuviera un buen plan. Él planeaba que me convirtiera en un instrumento en un futuro.”, nos explica Mully.

Felizmente casado y con ocho hijos propios herederos de la misión que emprendió Charles. La misión comenzó como “Familia de Niños Mully” pero, por la gracia de Dios, creció hasta convertirse la organización de rehabilitación infantil más grande de África.

Recientemente, se estrenó un documental donde cuenta la vida de Charles Mully desde sus inicios hasta la actualidad. Se reproducirá en los teatros estadounidenses desde el 03 de octubre del 2017.

Más de sus 13 mil hijos adoptivos se convirtieron en médicos, ingenieros, científicos, profesores y abogados. El orgullo y las gracias a Dios por todo lo que ha logrado ver y sentir. “Veo el mundo, veo Kenia, veo el continente de África transformándose a través de mis niños y a través de Cristo que nos fortalece.”, culmina Charles.

Con información de: Impacto Evangelístico

Comenta esto con tus amigos